Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for the ‘historias y anécdotas’ Category

Corriente de vida.


La vida sigue un ritmo, nacemos y somos totalmente dependientes de una persona y seguimos así por largo tiempo, llegamos a una edad en la cual ya por nosotros mismos podemos hacer cosas pero seguimos siendo dependientes de nuestros padres, un poco más tarde ya tenemos voz o sea ya pedimos lo que queremos y se nos escucha, así seguimos largo tiempo.

Luego ya con suerte podemos hacer una vida y nos creemos superiores, entonces llega el consabido enamoramiento y si sale bien pasamos a vivir en pareja y te preguntas ¿tan larga trayectoria para llegar a ser dependiente otra vez? Si tienes suerte sigues así mucho tiempo, sin pensar por todo lo que has pasado para llegar otra vez al punto de inicio, y de repente fallece uno de los dos y vuelves a estar solo frente a tu vida, no queda otra que tomar decisiones y más si tienes hijos a tu cargo, claro que también se da el caso que esto ocurre tarde y te quedas solo.

Ya estamos en una etapa de soledad, hay muchas personas que se siente muy mal y buscan otra pareja una tarea muy difícil, nadie puede creer que es fácil dar con una persona que aporte esa parte que dejó bacante el que se fue. Seguimos solos y llega el momento que estás bien, haces tu vida y no tienes que dar explicaciones a nadie y pasa el tiempo y te sientes súper cómodo, claro mientras tengas una vida con algo de movimiento y amistades de lo contrario te haces viejo en cuatro días. No todos envejecemos del mismo modo hay personas que pueden hacer cantidad de cosas y están súper bien, con medicaciones pero verlas dan envidia sana, en cambio hay otras que pueden hacer cosas pero muchas menos y se dan cuenta de que no son iguales que las otras y que con el tiempo no podrán estar solas y llegando en este punto es cuando te da terror, pensar que hacer cuando ya no puedas.

Yo estoy en medio de ambas partes ya tengo una edad y pienso que si tengo la suerte de vivir muchos más años, me llegará un momento que no podré estar sola y me apena pensarlo que haces con tu vida donde te vas, es muy difícil admitir que ya no sirves de nada a nadie y que en realidad estorbas.

Tengo una vecina que toda su vida ha estado enferma, casi diríamos que mentalmente tiene un depresión de las que nunca llegas a estar estable mas allá de una semana, tiene dos hijos y uno hace casi quince años que no le habla y la hija vive en Badajoz, porque pensó que poniendo distancia se quitaba el problema de encima. Ayer noche me llamó y tuve que ir a su casa un rato a verla si no la conoces te parte el alma pero como sé cómo funciona la escuche un rato, pasaba del llanto a hablar normal en cinco segundos, no hace cuento simplemente está muy enferma y sola. Ella cuidó de su madre hasta que falleció, que es una cosa que hacíamos todos los hijos antes pero yo intentaba explicarle que esto es historia que hace mucho y ahora o tienes dinero y te buscas una persona que te cuide o has de empezar a correr pasos para entrar en una residencia, que son de pena todas las yo he visto, claro.

Hoy no he estado divertida pero creo que este tema dá para muchos comentarios de vosotros y leerlos también, sirven para aprender más cosas los unos de otros, muchas gracias por seguirme, M.Fitò

 

Anuncios

Read Full Post »


 

Cuando enviude no sabia lo que hacer con mi vida, todo iba a cambiar, los primeros meses fueron caóticos debido a todos los papeleos que tuvimos que mover, después llego algo de calma y fue cuando realmente me di cuenta que estaba sola.

 

Realmente no savia que hacer con mi vida ,era tan raro estar sola y no ver ya a mi marido, suerte tuve mucho apoyo en la persona de un gran amigo al cual ya no veo, entonces

 

hablábamos todos los días y comíamos juntos, y eso ayudaba a mi soledad, el junto con mi hija me decían, tienes que buscar amigas,

gente con que salir.

 

Entre los dos me liaron en grupo de Internet, que entonces empezaba a crecer, Singles Barcelona, fue un gran paso para mí, un descubrimiento dé otras cosas que hasta entonces no conocía.

 

Cuando fui a mi primera cena, recuerdo lo mal que lo pase, tenia vergüenza y me daba miedo estar de noche en la calle, algo debieron ver en mi persona, pues ellos me animaron para que montase mi grupo de cenas, que durante muchos años fue un gran éxito de afluencia de gente.

 

Llegamos a ser cuarenta y cinco personas en las cenas, a las cueles dirigía yo, y claro, casi ni me lo podía creer,

conocí a muchas personas, iban y venían, se hacían parejas y disfrutábamos de nuestra mutua compañía.

 

Singles Barcelona, fue creciendo y salieron mas grupos a partir del que cree, nos hacíamos la competencia y empezaron los celos y las batallas por el poder.

 

Los amigos llegaban y se marchaban, pero realmente la palabra amigo es difícil de definir, para mi hubo amigos pero los más, eran solo conocidos, hoy por hoy, de todas esas personas solo hablo con una, las demás las saludas en Internet y poco mas.

 

Hay alguna que hablo un poco más, pero puedo contarlas con una mano, ósea que vuelvo a estar sola después de diez años.

 

Lo positivo es que ahora se vivir sin gente, y es que vida te enseña, tengo otra buena amiga que tiene muchas obligaciones y como vive fuera no puedo verla todo lo que me gustaría hacerlo, ella tiene las mismas amigas desde el colegio, claro que es mucho mas joven que yo, y se nota que es de otra época.

 

Con la que mas hablo es con Feli, y desde que nació se nieto no todo lo que me gustaría, a aunque debo reconocer que jamas le he visto tan bien como ahora,

 

han pasado seis meses de operación de espalda, y veo claro que me quedare con un bastón, ya me hice a la idea, pero todo este tiempo os tenido muy abandonados queridos lectores,  aunque me voy poner las pilas, porque escribir ayuda mucho, y me he dado cuenta que debo seguir haciendolo con ayuda o sin ella.

 

Un abrazo.

 

M.Fitò.

Read Full Post »


 

Hacía mucho que no escribía y la verdad extrañaba hacerlo, pero he tenido tantas cosas que hacer, que casi no tenía tiempo.

Cuando leí que Merche se estaba planteando el no volver a escribir, pensé que no podía dejarla, es mi mejor amiga y he estado en muchos momentos con ella, buenos y malos, es cuando realmente conoces a las personas, compartiendo mucho de nuestras vidas.

Cuando la operaron de la espalda estuve tres semanas con ella en su casa, le hice compañía y le ayudaba en lo que podía, me sentía bien es una buena anfitriona, y sobretodo me sentí bien por verla como poco a poco iba superando la operación. Tenía otras preocupaciones muy graves aparte de lo suyo y no era mi querida amiga, aunque luchaba se le notaba decaída, pero es fuerte y va saliendo.

También está nuestra querida Conchi, que ayudaba a llevarla al médico, entre las dos le hemos aportado un empujoncito para que se vaya recuperando. Tengo que añadir que no acaba de ponerse bien, le han hecho un tac y haber que le dice el doctor.

Por un lado quisiera deciros que no he escrito porque ahora voy mucho a ver a mi nietecito, cuando lo hago estoy entre dos o tres semanas. Siempre me decía que cuando fuera a casa haría esto, pero los días pasan muy rápidos, luego cuando llego aquí, también estoy muy ocupada, tengo que reconocer que todo lo hago a gusto, y me ha ido muy bien al respecto de mi salud, sigo teniendo mis achaques de malestar en la caderas y a la vez en piernas, pero al moverme más me sirve de gimnasia, aún así intento tener cuidado.

En fín llegamos a una edad que van saliendo cositas, ojalá que tengáis mucha salud, por hoy os tengo que dejar, ya sabéis, el tiempo.

Un abrazo Feli.

Read Full Post »

En espera.


 

 

Estoy en el aeropuerto, en espera de que aterrice el avión qué trae de regreso a mi hija que ha estado unos días en Alemania recibiendo unos cursos de formación que daba su empresa que tiene sucede allí.

Apenas hace un mes qué estaba aquí mismo en este aeropuerto, sentada como hoy también en espera, pero aquella vez era diferente, esperaba que fuera la hora en que el avión que mi otra hija debía tomar, abriera la puerta del control y se marchara rumbo a Sudáfrica.

Tengo dos hijas y apenas hace dos meses en casa éramos cinco personas que vivíamos a todo ritmo, desayunos, comidas, cenas, ropa por aquí, platos por allá, pero desde que mi hija pequeña se marchó a  Sudáfrica por cinco meses a estudiar, y la mayor empezó a trabajar mañana y tarde, la casa esta como si no hubiera nadie, la mayor se fue hace un par de semanas, pero incluso cuando está en casa, no sabemos nunca si estará para cenar o se ira, es ya independiente en estos temas, que no así en otros, hace mucho tiempo que no da explicaciones de su vida, y como yo tampoco soy una madre de las que controla o interroga a sus hijas pues la verdad es que se está en casa por la ropa que va dejando para lavar, porque necesita esto o aquello, pero poco más, así que ya veis, la vida va dando giros y en estos vaivenes yo casi me encuentro bien, liberada, como en un tránsito aún no sé a qué.

Pensé que me costaría mucho cortar el cordón invisible que se crea entre una madre y sus hijos una vez se ha cortado el real el que los une a ti en el vientre, pero de momento no está siendo tan difícil, es cuestión de prospectiva, ahora estoy un poco más libre de rutinas, pero al mismo tiempo paradójicamente estoy más atada a las obligaciones diarias, como la de cuidar a mí padre ya muy mayor y enfermo, cuidar de que mis dos perritas coman, tomen sus medicinas, salgan a hacer sus necesidades, quizás por eso he respondido tan bien a el corte del cordón umbilical imaginario qué sigue hasta el final de nuestras vidas uniéndonos a nuestros hijos, no sé, tal vez sean pequeños espacios libres que me concedo para ir acostumbrándome a la soledad forzada, a retomar momentos más largos con mi marido, quizás estos largos espacios juntos nos estén haciendo ver que solo quedaremos él y yo, y que debemos volver a pensar en pareja y no en padres, sé que nunca dejaremos de ser padres, no nos confundamos, pero también sé que ya mis hijas son mujeres, y que buscaran una pareja como hice yo en su momento, que formaran su familia en la que yo seré una parte muy importante pero fuera de su techo, fuera de ese control absoluto que sin quererlo ejercemos los padres, pues empieza esa nueva etapa que recorreremos todos de un modo u  otro modo, con más relax quizás, formando parte de sus vidas, pero empezando a vivir nuevamente la nuestra en pareja como hace tantos años.

No sé, quizás me sorprenda y en unos meses cuando mi hija pequeña regrese de Sudáfrica, vuelva a ser la misma, pero lo dudo, este continuo estar en espera, creo que será mi vida y la de mi marido de aquí en adelante.

Los  padres una vez soltamos los lazos de los hijos, solo nos queda ese estar en espera.

En espera de que sean felices, en espera de verlos de vez en cuando, en espera de que nuestra vida a pesar de los cambios continúe siendo parte importante de la de ellas, bueno, está bien estar en espera, así no perdemos las ganas de formar parte de algo nuevo, de algo diferente.

Bueno amigas, mientras esperamos los cambios de la vida os mando un fuerte abrazo, y espero como no, que os hayan servido mis reflexiones para analizar si vuestras vidas como las nuestras están en espera.

Conchi….

Read Full Post »


 

 

Hace unos días, fui a buscar a mi hija a la universidad, porque estaba agotada, y no tenía ni fuerzas para coger el tren, me llamo sobre las 12 del mediodía y quedamos en que a las 13/30 estaría en la puerta de la uni esperándola.

Salí de casa sobre las 12/30, porque siempre hay mucho tráfico en Barcelona a esas horas, y no quería llegar tarde, pero para mi sorpresa, la callé Aragón que siempre va a petar de coches estaba casi bacía, así que antes de las 13 h, ya estaba en la universidad, y con tiempo de sobra para parar en la calle, de modo que deje el coche en un parking que hay cerca, y me fui a un bar a tomar un zumo.

Hasta aquí todo normal, un día como cualquier otro, con la diferencia de que en vez de estar en casa, me disponía a relajarme media hora leyendo el periódico que había comprado, y tomando un zumo fresquito para hacer tiempo.

Una vez en la mesa del bar con mi zumo y mi periódico, entro una chica de unos treinta años y se sentó en la mesa de al lado a la mía y pido un café con leche, estábamos las dos cada una con su consumición tan tranquilas, y de repente le suena el teléfono móvil, y aquí es donde empieza el calvario, si amigas porque una mañana casi bucólica, se puede convertir en un infierno, si alguien con ningún sentido de la educación se pone a hablar a todo volumen por el móvil a tu lado…

que si mi novio es un cerdo, que si mi jefe es un cerdo, que si la vecina es otra cerda… Casi le dio la dirección de una amiga mía de Galicia que tiene una granja, para que llevara a tanto cerdo que había en su vida.

Y aquí no quedó la cosa no, porque mira ya empezaba a hacerme gracia lo de la piará de cerdos con los que convivía, lo malo es que en un volumen casi ensordecedor, la muy digamos sorda, empieza a relatarle a su interlocutora, toda su vida y milagros desde creo yo por lo pesada, la edad en la que aún llevaba pañales, la poca gente que había en el bar, la miraban con cara de asco, y yo me tuve que levantar y pagar mi consumición antes de lo previsto, porque si sigo un minuto más escuchando sin querer hacerlo, la miserable vida de la pija esa, es que me llevan presa, que narices le importa al mundo lo que le pasa a una niñata de más de treinta años, vestida como una de quince, con mas joyas que la mujer de Franco en un sarao, con toda la pinta de que vive en los mundos de Yupi, sin problemas de ningún tipo, sin hijos y sin ganas de tenerlos, sin obligaciones y sin ganas de tenerlas, con el teléfono a todo volumen, aireando sus miserias inventadas seguramente, o ciertas quizás, pero que no nos importan a los ciudadanos del mundo que vamos a tomar un café a un bar, y que salimos con la cabeza a punto de estallar, de lo alto que habla ella solita en su mesa, sin pensar en los demás, por favor que no vivimos en burbujas, que alrededor hay personas a las qué puede molestar, que cualquiera se ponga a airear su vida sin el menor pudor…

No sé si soy de otra generación, o es verdad que desde que existen los móviles la gente se aísla y creen que están en su casa, no sé, pero a mí me molesta que a mi lado se hable con tanta tranquilidad y en un tono tan alto, de las intimidades de uno, a mi me importa tres pitos si vives rodeada de cerdos, o de sardinas, si necesitas hablar, hazlo en tu casa, o en el bar, pero con un tono intimo, para ti y tu amiga del móvil, pero eso de hablar sin respetar a los que te rodean me saca de mis casillas.

Ya me diréis lo que pensáis, porque yo estoy hasta los mismísimos de la gente sin educación.

on abrazo.

Conchi.

Read Full Post »


La vida es etapa del todo lo que nos rodea se vivo o inerte,empieza y se termina si tenemos una planta llegara el momento de morir pero si hablamos de un mesa de madera o plástico también le llega su fin,

Lo único que parece no tener fin en nuestro país es corrupción como bien explicaba Conchi en pos

ahora encima de todo lo teníamos sale en pequeño Nicolás ,un jovencito de vente años que lleva casi cinco codeándose con ministros y el mismo rey y nadie sabe de donde ha salido,y como al final

hay quien se ha dado cuenta del fraude el que es listo tomaba notas guardaba conversaciones y fotos de todo osea que con el se llevara por delante a muchas personas que decían ser honestas.

Cada día cuando enciendes en televisor es como si abriésemos la caja de pandora siempre tenemos noticias nuevas pero buenas ninguna,bueno al menos han caído ya dos ministros que hacían muchas falta que los quitasen del sitio,Pero quedan la tira de personas para quitar empezando por el gobierno entero.

Son ya muchos años de crisis creo que es general pero antes abría habido una guerra mundial y al terminar la guerra la personas que quedaran volverían a salir a flote pero ahora es impensable tal cosa,con las armas que tenemos desapareceríamos todos del mundo ,

Y las personas vivimos en guerra continua es individual de cada persona pues no hay nadie es igual a otro ser humano,ahí que lo que ha mi me afecta mucho al del lado igual le resbala y no se entiende nadie, un ejemplo yo sufro desgaste de huesos severo y a lo mejor mi vecina también pero no es lo mismo para cada una de nosotras o lo llevamos diferente hasta la medicaciones son distintas.

Con las penas y alegrías pasa los mismo cada uno de nosotros nos afectan las cosas de forma distinta yo puedo llorar por una cosa y tu por misma tomarlo con calma.

Ahora nosotros vamos entrar en invierno y unos tenemos mucho frio mientras que otros lo llevan mucho mejor y a si es todo en la vida ,te pones en una conversación y sale la política y ninguno termina de estar de acuerdo con lo mismo ,pero si hablas de una película pasa lo mismo.

Somo seres únicos y vivimos en compañía y para llegar a entenderse es muy difícil por ello hay tantas separaciones,cuando pasa el enamoramiento no saben mantenerse juntos tienen que buscar otra pareja cuidado yo estibe con mi esposo treinta y nueve años y no me canse si que hay cosas y peleas cosa lógica pero supimos mantener la llama ardiendo hasta su final.

Ese mundo que tantos quisiéramos no esta en esta galaxia y lo tenemos muy difícil para sobrellevarlo en el día a día pero aunque sea un tarea difícil también es un merito ver pasar los años

y seguir en este mundo tan complicado .

Pronto se iniciar el año nuevo 2015 cuando era pequeña lo veía tan lejos y ahora dentro de pocos días sera ya .ánimos a todos y esperar algo bueno siempre llegan cosas por vivir,

Read Full Post »

Sin titulo


Este post no es algo mío, es una de tantas historias que corren por las redes para enseñar a ser comprensivos con nuestro entorno, para difundir esos valores que están cada día más a la baja, una historia sencilla, pero creo que interesante para reproducirla aquí en nuestro blog en el cual todas buscamos algo, un rato de entretenimiento, una historia real de cualquiera de las tres mujeres que lo escribimos, un escape para la rutina diaria, cualquier excusa para salir de nuestra burbuja es buena, y esta pequeña o gran reflexión creo que es  muy interesante, por eso la comparto.

El regalo que decidió no recibir.

Carlos era un profesor comprometido y estricto, conocido también por sus alumnos como un hombre justo y comprensivo.
Al terminar la clase ese día de verano, mientras organizaba unos documentos encima de su escritorio, se le acerco uno de sus alumnos y de forma desafiante le dijo: “ profesor, lo que me alegra de haber terminado las clases, es que no tendré que escuchar sus tonterías y descansare de verle la cara de aburrido que tiene “.
El alumno estaba erguido, con semblante arrogante, en espera de que el maestro reaccionara ofendido o descontrolado.
El profesor miro al alumno por un instante y de forma muy tranquila le pregunto: ¿ Cuando alguien te ofrece algo que no quieres lo aceptas ¿.
El alumno se quedó desconcertado por la pregunta tan pausada.
“ Por supuesto que no “ contesto de nuevo en tono despectivo.
Bueno, prosiguió el profesor, cuando alguien intenta ofenderme, o e dice algo desagradable, me está ofreciendo algo, en este caso una emoción de rabia y rencor, que yo puedo decidir aceptar o no.
No entiendo a qué se refiere, dijo el alumno.
Muy sencillo replico el profesor, tú me estas ofreciendo rabia y desprecio, y si yo me siento ofendido o me pongo furioso, estaré aceptando tu regalo, y yo, en verdad prefiero obsequiarme con mi propia serenidad, concluyo el profesor en tono gentil, “ tu rabia pasara, pero no trates de dejarla conmigo, porque no me interesa, yo  no puedo controlar lo que tú llevas en tu corazón, pero de mi depende lo que yo cargo en el mío “.
Cada día en todo momento tu puedes escoger que mociones o sentimientos quieres poner en tu corazón, y lo que elijas lo tendrás hasta que tú decidas cambiarlo, es tan grande la libertad que nos da la vida que hasta tenemos la opción de amargarnos o de ser felices…

 

Conchi…..

 

Read Full Post »

Older Posts »